La aprobación de la ley que prorroga en 20 años la vigencia de los derechos de las discográficas de seguir lucrando con los autores, ha motivado a uno de nuestros más grandes próceres de la música nacional, Litto Nebbia, a relatar cómo fue que el gran éxito que las canciones de Los Gatos fue un gran negocio para la compañía discográfica y no lo fue para él. Un ejemplo de que las empresas que dicen proteger a los autores y compositores mediante los derechos de autor, en realidad están defendiendo sus propios negocios y lo que menos les interesa es, en realidad, la creación artística de los que dicen proteger. Toda empresa tiene hoy en día la obligación de revisar su modelo de negocios ante la aparición de Internet y de la pretendida “piratería”, y reconocer que lo único que les interesa de la creación artística es el dinero que pueden hacer con ella. Pero claro, de esa manera estarían legitimando los modelos alternativos, cosa que no les conviene en absoluto.

Si hay algo en que este medio y este humilde escriba han insistido una y mil veces es en el concepto de que Internet ha llegado para cuestionar los modelos de negocios establecidos, entre otras cosas. Y que va siendo tiempo de que las empresas se pongan las pilas y de una vez por todas lo reconozcan y obren en consecuencia.
Revisando mi carpeta de pendientes, encontré este artículo del 1° de marzo de 2010 escrito, nada menos, que por Litto Nebbia, uno de los próceres del rock nacional y un productor discográfico que se ha animado a producir y a publicar músicos y obras que otros no se han atrevido. Por eso es, en mi humilde opinión (para no escribir IMHO, que no es un twitt), una de las voces más autorizadas en el negocio de la música, negocio, por cierto, con muchos puntos en común con el de la producción y venta de intangibles como, por ejemplo, el del software.
El motivo de la nota, titulada “Fuera de la Ley”, fue la aprobación del proyecto de ley que prolonga de 50 a 70 años los derechos de las compañías discográficas sobre los discos que alguna vez editaron.
La mayor parte de la nota se dedica a relatar qué le sucedió con la compañía con la cual firmó el contrato original de Los Gatos. Para hacerla corta, una vez terminada la vigencia del contrato, la empresa pudo hacer innumerables reediciones, remasterizaciones, compilaciones y promociones sin que los autores, Litto entre ello, hayan vuelto a ganar un centavo. Dicho de otra manera, la compañía siguió haciendo dinero con la obra de Los Gatos, sin reconocerles a ellos lo que se merecen.
Más aún, como relata Nebbia, “la compañía discográfica, que sub-edita a través de casas sucursales que tiene por todo el mundo, jamás hace una rendición de cuentas fuera de tu país de origen. Tengo ediciones de mis discos en Estados Unidos, Venezuela, Bolivia, Uruguay, Chile, Costa Rica, Brasil… Y, de este modo, jamás he cobrado un centavo”.
Este no es más que uno más de los ejemplos que demuestran que las compañías que juran defender los derechos de los autores, en realidad, sólo están defendiendo sus propias ganancias. Con lo cual, cualquier alternativa de distribución diferente (bajada gratis pero sin autorización de uso comercial, del autor directo al consumidor sin pasar por el distribuidor, Creative Commons y otras más que no se me ocurren en este momento) es percibida tan peligrosa como la mal llamada “piratería”.
Precisamente, Nebbia es muy claro al respecto: “Muchas veces en reportajes me preguntan qué pienso de la piratería y por supuesto que no estoy de acuerdo con eso, ni con nada que signifique robar. Pero, ¿cuál es mi lugar como artista, cuando por un disco que se vende de Los Gatos percibo cuatro centavos? La piratería no me hace nada, si sólo pierdo 4 céntimos…”
La “piratería” no molesta al autor sino a la compañía. Usar al autor como argumento es puro… marketing, para ser suaves.

Por Ricardog

Periodista científico especializado en tecnología. Médico en retiro efectivo.

Un comentario en «Las discográficas no protegen a quienes claman defender.»
  1. el tema es indignante, como muchos otros (salud, etc) en un pais con politicos estupidos y mafiosos. Alguien que conoce el paño de las discograficas es el creador de TROVA: es un tipazo y un gaucho.(lindo personaje para una nota)
    Alfredo Radoszysnki
    Direcciones de correo electrónico:
    alfredorado@rpmusic.com.ar

    aguante TZ !!!(cada dia canta mejor…)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.