Santex: una empresa con propósito

En rigor, esta compañía no es la única con un propósito pero, en este caso, aparentemente no es sólo ganar plata. Santex forma parte de ese conjunto de empresas denominadas “B” o “de triple impacto” ya que, a diferencia de otras, fue fundada basada en generar un impacto social en las comunidades y un impacto ambiental, además de la rentabilidad financiera.

Según la Asociación Civil Qi Argentina, “Para ser B es necesario dar tres pasos fundamentales. El primero es definir un propósito que genere un impacto positivo para la sociedad y el ambiente, más allá de la generación de ganancias.

“El segundo implica un compromiso legal, que se expresará en el estatuto de la empresa incorporando las cláusulas que manifiesten el impacto positivo que se quiere generar, un propósito por el cual deberán velar los accionistas e inversores.

“Como tercer paso, la empresa debe completar la «Evaluación de Impacto B», auto diagnóstico que se realiza a través de una herramienta de gestión online, gratuita y confidencial, y que permite conocer el impacto socioambiental de la empresa.

“La certificación como Empresa B le otorga un valor agregado a nivel comercial y un mejor posicionamiento de la marca, además de atraer talentos, ya que hoy más que nunca las nuevas generaciones quieren trabajar en un lugar en donde exista un propósito que los identifique.”

Ahora trasladen todos estos conceptos a una empresa de desarrollo de software y tendrán una idea aproximada de lo que es Santex.

Tal como nos contó días pasados Juan Santiago, CEO y Accionista Fundador, a esto hay que agregarle igualdad de género (incentivo doble para la contratación de mujeres en el área de Operaciones, paridad de género en el board y brecha salarial cero entre hombres y mujeres, entre otras iniciativas), colaboración con socios de ideas afines para lograr objetivos y algo que llaman Holacracia (Holacracy): Equipos multidisciplinarios que colaboran por objetivos compartidos con foco en el proceso central de la Compañía. En el contexto de las metodologías ágiles, grupos de empleados asesoran y controlan aspectos/temas organizativos relacionados con cuestiones técnicas, culturales y de calidad. Los roles están bien definidos pero ninguna persona se encuentra por encima del otro y la toma de decisiones es horizontal.

Nacieron en 1999 en la ciudad de Córdoba y hoy tienen oficinas en Estados Unidos (Miami y San Diego) y en Hispanoamérica (Lima, Perú y Medellín, Colombia). Además tienen 340 colaboradores distribuidos en 30 ciudades en 13 países.

Ofrecen desarrollo de software a demanda, de aplicaciones móviles, software de comercio electrónico, DevOps y soluciones CRM, entre otros servicios a demanda.

Juan Santiago
Juan Santiago

Ricardog

Periodista científico especializado en tecnología. Médico en retiro efectivo.

Ver todas las entradas de Ricardog →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.