logo_emersonnetworkpowerSi en estos últimos tiempos no estábamos muy al tanto de qué pasaba con Emerson Network Power fue porque… se vendió. Efectivamente, en agosto de este año se anunció que Emerson, la venerable compañía de “tecnologías y servicios para el ciclo de vida de la infraestructura de los sistemas de tecnologías de la información y de comunicaciones” le vendió en 4.000 millones de dólares su unidad Network Power a la inversora Platinum Equity. El 22 de septiembre, en un coqueto hotel cerca de Plaza de Mayo, la plana mayor regional de la compañía, presentó a clientes y favorecedores (y un par de periodistas) la “nueva” Emerson Network Power. Aunque, como muy bien aclararon repetidas veces a lo largo de la noche, cambió el modelo de negocios, pero para los Partners locales, nada ha cambiado, sigue todo exactamente igual.

La voz cantante la llevaron Raphael García, VP de Ventas para America Latina; José Paulo (Yeipi) Andrade, VP de Servicios para America Latina y Fernando Antelo, Gerente General Cono Sur.

Arrancó Antelo, quien aseguró que “seremos la Emerson de siempre en todos los países en lo que operamos”. Eso sí, a partir del 31 de diciembre, tendremos que llamarla Vertiv aunque, insistió el gerente, portafolio, servicios y marcas serán los mismos.

Entre los cambios que sí habrá, en la Argentina sólo quedará una oficina de ventas y de soporte, el resto se irá Chile. Acá quedarán Dalkia y Enermik como los Partners que darán todos los servicios de soporte y salvo algún cliente muy grande, el resto se manejará a través de canales.

Yeipi, a su vez, reforzó el concepto agregando que pasarán de un modelo de negocios directo a uno indirecto, que estas dos empresas que mencionamos garantizan la calidad de servicio de Emerson, pero que, por lo demás, todo seguirá igual: programas de entrenamiento, herramientas de tecnología, licencias, repuestos originales, etc.

Raphael, en cambio, aludió a que las grandes tendencias tecnológicas de la actualidad (IoT, cloud computing, Big Data, etc.) requieren datacenters de gran escala (de 10.000 a 20.000 m2 por lo menos) con todos los servicios (cloud, cloud storage, co-location, communications, etc.) los que, vaticinó, se están viniendo a la región y mencionó como ejemplo el caso de un datacenter de Facebook de 50.000 m2.

También aseveró que otra tendencia que se viene es la llamada edge computing, que viene siendo lo inverso: aplicaciones que no requieren de grandes datacenters, como puntos de venta en retail, VoIP en telcos y aplicaciones de salud, entre otras.

Luego mostró un estudio de la consultora Ponemon acerca de las pérdidas monetarias que acarrean las caídas de los datacenters y terminó contando que Emerson pertenece desde el 2007 a la iniciativa The Green Grid, un consorcio global dedicado al desarrollo y promoción de la eficiencia energética en los datacenters.

A propósito, ¿les dije que salvo por el cambio de propietarios, la mudanza de las oficinas, el paso de un modelo directo a uno indirecto y la nueva marca, todo sigue igual?

Fernando Antelo explica las características de la "nueva" Emerson que, a pesar de todos los cambios, seguirá igual que siempre.
Fernando Antelo explica las características de la «nueva» Emerson que, a pesar de todos los cambios, seguirá igual que siempre.

Por Ricardog

Periodista científico especializado en tecnología. Médico en retiro efectivo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.