En un loable intento de participar de la licitación de netbooks educativas que el gobierno nacional está impulsando, los sanluiseños de Coradir junto con los porteños de Novatech, afincados en el Distrito Tecnológico de la Ciudad de Buenos Aires, presentaron la Edubook, un nuevo contendiente fabricado en la Argentina y con desarrollo de software nacional. Se trata de una netbook mínima para escuelas primarias y un modelo un poco más grande para secundarias, que no se va a vender al público sino sólo a ministerios o a instituciones educativas. Viene con Windows XP Starter Edition o Lihuen, un Linux desarrollado por la Universidad de La Plata.


En el foyer del benemérito Instituto Bernasconi, se armó un panel con la presencia de los Ing. Luis Corapi y Juan Baretto (Presidente y Vice, respectivamente, de Coradir), el Lic. Adrian Lamandia (CEO de Novatech), el Lic Damian Specter (dire general de promoción de inversiones) y el Lic Carlos Pirovano (subsecretario  de inversiones) ambos del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y Claudia Banchoff ( de la Facultad de Informática de la UNLP). La excusa fue la presentación de una netbook especialmente diseñada para proyectos educativos.
Corapi hizo una descripción del equipo, destacó que este producto no se va a vender a particulares sino a proyectos educativos, está específicamente hecha para eso. Además corre sobre dos sistemas operativos, está fabricado íntegramente en la Argentina sobre un diseño parte local y parte taiwanés y es la primera netbook en recibir certificado de origen en Mercosur. Según la ley es un producto totalmente argentino porque sufre una “transformación sustancial”.
El dinero siempre es limitado y siempre hay más niños que computadoras y si una computadora cuesta 30% más, hay un 30% menos de chicos que la reciben” comentó cuando se le preguntó acerca del precio. Corapi aseguró que es más barato que la competencia, pero no quiso decir cuánto.
Están apuntando también a la licitación nacional y están en las rondas de negocios con gobierno nacional, provinciales y escuelas privadas. Ya hubieron dos reuniones técnicas con el Gobierno Nacional. Hay otro modelo con otro formato para chicos de secundaria (más parecida a las netbookas estándar).
La ley nacional dice que tiene que tener neutralidad tecnológica y por eso viene con Linux y con Windows y el cliente puede pedir uno o los dos sistemas” remarcó Corapi.
Baretto, por su parte, volvió a insistir en que es de bajo costo para que más cantidad de chicos tengan computadoras. Cumple todos los requisitos que necesita un chico de primaria y principios de secundaria. Está desarrollado en el Distrito Tecnológico y se vende con garantía local que incluye el reemplazo de partes.
Tiene un procesador Vortex86 MX, un disco de estado sólido de 8 gigas, 512 megas de RAM, en lugar de baterías, 8 pilas AA recargables sin cargador externo, con autonomía de unas 3 horas, una pantalla de 8,9 pulgadas wide y está diseñada contra golpes con “garantía contra el chico”, como señaló Baretto.
Adrián, a su turno, aseguró que, por tener disco de estado sólido, es muy difícil que tenga fallas por golpes, a menos que se rompan partes que no sean el plástico. “No es una computadora chica sino adecuada a los que el chico puede necesitar hoy con criterio educativo” dijo.
La inversión que hicimos con los set top boxes nos sirve para bajar los costos también con estas computadoras y ronda el millón de dólares” concluyó Adrián. Se calculan unas 40 o 50 mil unidades mensuales de producción estimada.
Claudia habló del proyecto Lihuen. Es el sistema operativo que va a tener esta máquina, basado en Debian. Mostró pantallas con las aplicaciones que vienen con Lihuen, que incluyen OpenOffice, browser, mensajero, y un conjunto de aplicaciones educativas creadas en la UNLP en base e la experiencia que hicieron con varias escuelas. El software educativo también tiene una versión bajo Windows.
Para terminar, Carlos Pirovano agradeció a las empresas que se preocupen por la inclusión digital y por haberse instalado en el Distrito Tecnológico. “Hay que ser muy empresarios para venir primeros” porque no es sólo la exención de impuestos. “Estamos acompañando un emprendimiento productivo” finalizó el funcionario.
La maquinita tiene un aspecto muy de juguete, muy de plástico, es liviana, viene con un “saquito” con manija que la hace transportable y su teclado es demasiado chico para los dedos-chorizo de nosotros los grandes. Es bastante poco flexible porque no se le puede agregar más memoria o un disco rígido más grande pero, por su diseño de mother modular, el micro, el chipset y la memoria están todos juntos en una plaquita que se cambia cuando se quiera actualizar. Que todo esté soldado es una ventaja, recalcan en Coradir, porque es más difícil que se rompa o se salga de lugar si se golpea.
Vamos a ver cómo les va con el proyecto. Se los veía muy optimistas.

Por Ricardog

Periodista científico especializado en tecnología. Médico en retiro efectivo.

2 comentarios en «Edubook: A la Classmate le salió competencia.»
  1. “La ley nacional dice que tiene que tener neutralidad tecnológica y por eso viene con Linux y con Windows y el cliente puede pedir uno o los dos sistemas”

    Están comprendiendo mal la “neutralidad tecnológica”. En particular, están entendiéndola como la entiende CESSI, una organización harto diligente a la hora de defender los intereses de Microsoft.

    Si la “neutralidad tecnológica“ efectivamente fuera la razón por la que corren ambos sistemas operativos, entonces también tendría que correr MacOS, BSD, Solaris… Pero no. Parece que una neutralidad especial, que se pierde sólo si no corre Windows.

    Estaría bueno que esta gente diga abiertamente lo que todos sabemos: que la razón por las que las máquinas deben correr Windows es que, si no lo hacen, quienes tomen esa decisión deberán enfrentar el lobby uno de los monopolios más poderosos del mundo, y nadie se la banca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.