Screen 1 -Ubit PostulantesSi alguna vez utilizaste (no te voy a pedir detalles) Tinder o, por lo menos, te enteraste de qué se trata la app de moda para las relaciones interpersonales (para decirlo de manera delicada), tenés más o menos una idea de qué se trata Ubit. Si no, ahí te contamos. Bah, nos contó la gente de Bumeran.

Fue en un coqueto restaurant de Libertador y Tagle, en una de las (muy pocas) veces que la gente de Bumeran.com, el sitio de búsqueda de recursos humanos, sale de su bunker. El que nos puso al día con el estado de la Company fue Federico Villa, su Country Manager.

Bumeran fue fundada en el ‘99 bajo la consigna de “Tecnología aplicada para que los que buscan trabajo y los que se ofrecen, se encuentren”. En 2005 hicieron la primera Feria virtual de empleos. Ya han pasado 5 millones de personas, tienen registradas más de 500 empresas. Y en 2012 crearon la primera aplicación que ya tiene más de 700.000 bajadas.

Ahora bien, a contrapelo de lo que sucede en el resto del mercado laboral, en el IT el balance entre oferta y demanda está invertido. En otras palabras, hay más oferta de empleos que candidatos a ocuparlos. Entonces, desde el portal IT de Bumeran, que se llama UniversoBIT, decidieron tomar el toro por los cuernos (aunque en este caso la palabra cuernos pueda aplicarse en más de un sentido) y, con el modelo de Tinder (te dije…), crearon Ubit.

Daniel Nader, Líder de Proyecto en Navent (la compañía madre de Bumeran) hizo entonces la descripción de la app.

“Las personas que están en IT no están a la búsqueda activa, sino pasiva. Entonces, ¿cómo hacemos para que las personas que están en IT reciban las ofertas? Acercar los candidatos con los headhunters” se preguntó y respondió Daniel.

Siguiendo la lógica de Tinder, desarrollaron una App que responda a los requisitos básicos para una persona que no busca trabajo; por ejemplo, por qué salario mínimo está dispuesto a escuchar propuestas. Y por eso la información es mínima, básica y sólo se sigue si la propuesta interesa. Si interesa se abre como un chat, un canal en el que la conversación se continúa en privado.

La empresa también tiene su propia aplicación móvil que es un gestor de propuestas.

Ambas aplicaciones se conectan con LinkedIn para obtener la información básica y no tener que pedirla o duplicarla. La aplicación se llama Ubit, ya está en Android y dentro de poco, en iOS. Hay una versión para empresas y otra para postulantes.

La información que no va a estar en LinkedIn es cuanto querés cobrar y para que puesto te interesa que te llamen. Y ahí es donde se crea (si se crea) la interacción.

En síntesis, el candidato indica por cuánto dinero está dispuesto a cambiar de trabajo y sobre la base de ese dato la empresa le acerca una propuesta de trabajo. A partir de eso, el profesional de sistemas elige o rechaza la propuesta, dándole “Like” si la acepta y comienzan una conversación con RRHH, a través de un “chat”.

Lo que suceda a continuación, es cosa de ellos, como en Tinder, che.

De der. a izq., Edgar Castro y Daniel Nader escuchan, mientras Federico Villa, explica. En la punta izq., un colega observa atentamente.
De der. a izq., Edgar Castro y Daniel Nader escuchan, mientras Federico Villa, explica. En la punta izq., un colega observa atentamente.

Por Ricardog

Periodista científico especializado en tecnología. Médico en retiro efectivo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.